lunes, 12 de enero de 2009

Holocausto en el país de Nunca Hamas

Qué diría Benjamin sobre el devenir de la historia judía, construida con los ladrillos derruidos, con las ruinas pasadas de una larga y traumática lucha de un pueblo, pero cuyo estado-nación imita las estrategias de sus pasados verdugos. ¿Se estará revolcando en su tumba de los Pirineos? Y Marx, ¿habría pensado en la posibilidad de una revolución (¡ja!) dentro del estado que cobija a su dispersa nación y el cual nunca llegó a conocer? Es una pena que tantos intelectuales judíos que hubo a lo largo de la historia y que permitieron teorizar sobre el horror del holocausto nazi no estén acá para criticar desde adentro a su estado, del cual tal vez muchos no se sentirían parte. Un estado-víctima que representa a un pueblo perseguido durante años y con un genocidio sufrido a cuestas, y que construye sobre esa base, sobre esas ruinas, un genocidio infanticida y feminicida. El Angelus Novus de la historia troca en el Ángel de la Muerte.

La franja de Gaza '09 podría llamarse esta nueva campaña, una más de las tantas que en los últimos 60 años de colonización israelí ya llevan un número difuso de muertes por parte de ese estado policial, adelantazgo creado por las potencias mundiales luego de la Segunda Guerra Mundial para mantener a raya a los revoltosos de Medio Oriente.

La excusa de la guerra religiosa ya está gastada, cuando las implicancias económicas que coalicionan a las potencias capitalistas son evidentes. Y el papel de víctima en las rencillas geopolíticas, cuando se pasa a ser responsable, está trillado desde que Cobos era una cigota. Hamas es la creación israelí que se le da vuelta, su Frankenstein, su hijo rebelde, como Hussein o bin Laden para los Estados Unidos. Y en la negación a reconocer a esos hijos deseados, el nazismo del siglo XXI parece perfilarse de a poco en el tablero mundial.

Israel actúa como un calco de Estados Unidos. Una posible justificación del ataque que hoy se cierne sobre Gaza, en consonancia con las desopilantemente trágicas excusas de la administración Bushito para sus invasiones a Afganistán e Irak, podría ser: "Según algunas fuentes, los bombardeos del estado israelí sobre la franja de Gaza serían dirigidos contra seguidores del árabe loco Abdul Alhazred, autor del terrorífico Necronomicón. Un grupo de seguidores del demoníaco autor, tantas veces referido por el escritor filo-nazi H. P. Lovecraft, estaría salmodiando sus versos en los túneles de la franja de Gaza para llamar a los dioses primigenios que descansan con sueño endeble en alguna parte de nuestro cosmos. El despertar de estas formas grotescas y viscosas será el apocalipsis. Con lo que el humilde accionar del ejército de Israel nos está valiendo la salvación de la humanidad".

Si el vivir-con-miedo israelí, debido a los misiles asesinos, poco estratégicos y poco inteligentes que lanza la guerrilla Hamas, conlleva esta respuesta, acá en Argentina tendríamos que esperar que el estado comience a lanzar misiles contra las villas, que tanta inseguridad y miedo le provocan al común de la gente. El meta-bala del gatillo fácil se transformaría así en el meta-bomba sobre barrios de chapa y cartón, o sobre casas de seis pisos de ladrillos como las de la villa 31, que, ¡oh!, tanto molestan por su contraste estético junto al resto del caserío bajo, miserable pero rústico.

Así es, la villa asentada en la franja de Gaza, donde muchos de sus habitantes cruzan la frontera a Israel para trabajar y vuelven para vivir en extrema pobreza e incomunicados, está siendo erradicada con misiles que, de tan inteligentes, se cargan a los líderes de Hamas, a sus hijos y mujeres, a sus colaboradores, a sus simpatizantes, a los neutrales y, por último, a los indiferentes. Que realmente deben ser muy pocos. El Nunca Hamas israelí es el otra vez sopa pero de otro gusto, donde hay un solo demonio que no es el estado, y el infierno son los otros; donde las y los niños no vuelan ni son inmortales, y el capitán Garfio lo ve todo con un solo ojo.

7 comentarios:

Paz Tyche dijo...

genial
vos no seras licenciado en comunicacion?
hay algo muy interesante en el apartado de crear hijos -Hamas, Laden, Hussein, etc- para luego matarlos; siento ser reiterativa pero veo que funciona al modo de la expansion virosica: el estado -en este caso la suma de US e Israel- crea dentro suyo su propio virus para conservarse mas fuerte y continuar la expansion; en el plano individual sería como regodearse en la porpia angustia, expandirla, volverse otro, para salir de la crisis con el ego mas grosso y la identidad mas definida. me parece una maniobra moderna ultra chota -cuidando el vocabulario- porque hace tender hacia la muerte...

un abrazo

Luc Pierrot dijo...

Chau, esás para terapeuta de estados, debe garpar bien.
Está buena la analogía, creo que funca para los países poderosos que crean el virus fuera de sus límites para expandirse. Habría que analizar la posible analogía de los países menos desarrollados, que crean enemigos internos (trabajdores, desocupados, piqueteros, guerrilleros, etc.). En ese caso me pá que la pulsión de muerte en el caso individual es más juertísima (y más ultra chota) todavía, porque viene a ser autodestructiva. La otra es muerte de una exteriorización, la muerte ajena para crecer (territorial, económicamente) uno, no? En todo csao, volvamos a Esposito.

Tere dijo...

enemigos internos o externos, depende de lo desarrollado que el país sea. La franja de Gaza o la villa 31, debemos temerle, no?
El miedo crea enormes ganancias para aquellos a los que sí deberíamos temer.
buena esa de la pulsión de muerte

Luc, buenísimo el blog

Paz Tyche dijo...

la villa 31, los Otros culturales, todos enemigos intimos que cada comunidad crea con el afan de pureza: separarse para definirse, y sí... despues expandirse. Es, en la contraparte individual, como negar un evento angustiante, como cuando un tipo niega que se esta quedando pelado: tiene tress caminos: o se asume en la diferencia; o la rodea inmunologicamente -esto es: la combate con la incorporaciòn del concepto de "pelado copado"-; o simplemente la extirpa: shwanek. Lo de Israel es una combinacion de shwanek y pelado copado (solapadamente y solo en tiempos de armisticio). El "pelado copado" es tambien lo que ocurre con los pueblos originarios y los pobres buenos -no los chorros de mierda o los negros de alma, no, "los humildes"-.
That´s all

Anónimo dijo...

El de la risa "ja!", es el camarada Karlos Marx o es el que escribe? Por favor aclarar. Según respuesta se tomaran medidas.

Los del cañon de Cashhtro

Luc Pierrot dijo...

Uh, qué sensibilidad contradictoriamente marxista. Claro que el "ja!" es de quien escribe, si fuera una cita de Marx me mandaría al cadalso de la vergüenza. Tan sólo intentó ser una ironía de lo improbable que resultaría actualmente una revolución a la marxiana en un estado como Israel, tan improbable como en Estados Unidos; y menos improbable en estados como Nepal o Angola, hay que decirlo. Se espera al pie del cañón la resolución del komintern caschista.

Anónimo dijo...

Ante el descargo del escritor el camarada Erdosian vuelve a su puesto de lucha y abandona la puerta de tu edificio y el pan de trotil. En cuanto a la Revoluta creo que una revolucion marxista (por favor basta de llamarla marxiana!!!! esa deformacion de los humanisticos de la UBA!!!!) es mas probable donde las contradicciones capitalistas son mas evidentes y esto es justamente en EEUU y o Israel que en Nepal o Angola. Ahora, es mas probable una revolucion en estos ultimos paises, pero otra clase de revoluta. Me extendi mucho chau.

KC
(Kominter Cashtro)